Saltar al contenido

Propiedades del aceite de onagra

Onagra flor

Las mal llamadas medicinas alternativas, y particularmente las medicinas herbarias, han gozado de un notable descrédito por parte de la comunidad científica, al mismo tiempo que su uso crecía entre la población. Sin embargo, en lo que se refiere al aceite de onagra sería más correcto hablar de terapia complementaria (CAM).

La atención médica que logra reconciliar los tratamientos convencionales y alternativos recibe el nombre de medicina integral o integradora. Su aprobación depende de que estos tratamientos se hayan demostrado eficaces y seguros, tanto de manera aislada, como en sinergia farmacológica.

Mucho antes de que la medicina comenzara a industrializarse en el siglo XIX, los remedios de origen natural, como el aceite de onagra, inundaban la farmacopea de las diferentes culturas. Muchas veces las propiedades medicinales de estos productos eran inferidas supuestas, habiéndose demostrado totalmente falsas bajo análisis; no obstante, otras sí se han revelado como eficaces. Los nativos americanos ya empleaban la onagra con fines terapéuticos, especialmente para tratamientos cutáneos.

Antes de entrar a diseccionarla, es preciso señalar que la planta de la onagra tiene eficacia contrastada y avalada por la literatura médica.

Botánica

El nombre botánico de la onagra es Oenothera biennis L., Onagraceae., conocida en ocasiones erróneamente como prímula. Hablamos de una especie bianual que florece en zonas templadas, y es originaria de América del Norte. Sin embargo, en Europa no fue conocida hasta su introducción en el siglo XVII, sirviendo en un principio como alimento destinado a saciar el hambre en épocas de carestía. Mide no menos de 50 centímetros, y no más de 1 metro de altura, alardeando de un exuberante follaje que complementa con flores particularmente olorosas, de un color amarillo saturado, compuestas por un cáliz tubular del que surgen cuatro pétalos.

Encapsuladas en el fruto, permanecen las semillas, de las cuales, y mediante un proceso de extracción en frío, se obtiene una nimia cantidad de aceite que es extraordinariamente rico en ácidos grasos esenciales (AGE). Básicamente, confluyen el ácido linoleico y ácido gamma-linolénico, llamados esenciales porque, pese a su importancia capital, nuestro organismo no es capaz de sintetizarlos por sí mismo, requiriendo que sean incluidos en la dieta de manera suplementaria en el día a día.

Farmacocinética

¿Cuán importantes son realmente los ácidos grasos no esenciales? Resultan imprescindibles en la receta que forma los fosfolípidos de membrana, encargados de mantener la integridad estructural de las membranas superficiales de la célula y las membranas dentro de las mismas, manteniendo simultáneamente su fuerza y flexibilidad.

Además, son precursores de los eicosanoides, un grupo de moléculas lipídicas originadas por la oxidación de los ácidos grasas, mediadores celulares, implicados en otros procesos.

Respuesta terapéutica ante el aceite de onagra

  • Antinflamatorio: Cualquier dieta correctamente balanceada, no requiere de la suplementación de ácidos grasos esenciales. La carencia de estos ácidos, puede desembocar en problemas de salud de gravedad variable, entre los que encontramos: hipertensión, alteraciones cutáneas o disminución de la agregación plaquetaria, entre otras. Asimismo, el proceso de transformación del ácido linoleico puede verse alterado ante ciertas circunstancias clínicas, a saber: enfermedades cardiovasculares, hipercolesterolemia, diabetes, etc. Sus propiedades antinflamatorias específicas más evaluadas tienen que ver con su capacidad para aliviar los síntomas de la artritis, con hallazgos significativos, pero no concluyentes.
  • Antiulcerogénico: A dosis que oscilan entre 5 y 10 ml/kg, se producen una serie de efectos antiulcerogénicos y antisecretores, o al menos eso demuestran los estudios llevados a cabo en ratas. Actúa como protector de la mucosa gástrica ante lesiones producidas por diferentes causas, siendo especialmente relevantes las ligadas al estrés por el frío, ligadura de píloro y la administración de agentes necrosantes o AINE. Del mismo modo, en un ensayo clínico con una muestra de 43 pacientes afectados por colitis ulcerosa, se observó una marcada eficacia en comparación con un placebo como el aceite oliva.
  • Patologías dérmicas: Quizá los descubrimientos más importantes y ampliamente documentados sean los referentes a su eficacia como tratamiento en las alteraciones dérmicas, y más concretamente en la dermatitis atópica, que tiene una prevalencia cada vez mayor en niños. Tras la publicación en 1989 de un metaanálisis que cruzaba los datos recabados de las observaciones de 9 estudios, se concluyó que el aceite de onagra disminuye considerablemente los síntomas más usuales de dicha patología, en particular el prurito, resultando evidente una correlación directa entre la reducción de los síntomas y los niveles plasmáticos de ácido dihomo-gamma-linolénico.
  • Antitumoral: En el año 2005, el aclamado científico español Javier Menéndez, licenciado en biología molecular que ejerce en el Instituto de Investigación para la Salud de Nortwestern de Chicago, confirmaba que el aceite de onagra tiene una hasta ese momento insospechada función protectora en tumores tan frecuentes y mortíferos como el de ovario, estómago y mama. De nuevo, el responsable de este milagro es el ácido gamma-linolénico, que actúa como inhibidor del oncogén Her-2/neu, suprimiendo sus niveles de proteína y potenciando la efectividad de la Herceptin, prescrito a pacientes de cáncer de seno con expresión excesiva de HER2. Siguen siendo necesarios más ensayos clínicos para que ciertos ácidos grasos se incorporen a los tratamientos convencionales.
Cápsulas de onagra
Cápsulas de aceite de onagra

Salud femenina

Las flores, símbolo de la feminidad y la fecundidad, ocasionalmente se presumen generosas. La salud femenina, es decir, la que tiene que ver sobre todo con el ciclo menstrual, fue durante muchos años relegada al ostracismo. Afortunadamente, los niveles de concienciación actuales, han obligado al sector farmacéutico a desarrollar tratamientos eficaces para manejar los síntomas del síndrome premenstrual. Tres de cada cuatro mujeres afirman haber tenido síntomas de SPM en algún momento de su vida. Los síntomas no son solo físicos, sino también psíquicos: hinchazón, tensión mamaria, dolor abdominal, depresión, irritabilidad, emotividad y muchos otros.

Se ha podido constatar que estos síntomas son el resultado de un desequilibrio hormonal entre los niveles de progesterona y estrógenos, que ocurre entre los 14 y 7 días anteriores a la menstruación. En un 10 % de los casos, estos síntomas resultan incapacitantes. Algunos expertos y ginecólogos apuestan por abordar primeramente el SPM con preparados de aceite de onagra, cuyas propiedades antiinflamatorias anteriormente descritas ayudarían a amortiguar el dolor de mamas e hinchazón. Aun así, existe controversia en cuanto a su eficacia, ya que algunos ensayos clínicos no muestran alteraciones destacables en los parámetros bioquímicos.

Posología, efectos adversos y contraindicaciones

Rara vez se presentan efectos adversos, y cuando lo hacen, suelen carecer de relevancia médica. A lo sumo, puede aparecer un ligero dolor de cabeza acompañado de náuseas. No existen datos relativos a su toxicidad crónica, pero sí de ciertas sinergias perniciosas, no siendo recomendable su administración junto a fenotiazinas en pacientes con esquizofrenia, ni tampoco con anticonvulsivantes.

El uso médico queda prácticamente circunscrito al tratamiento de la dermatitis atópica, donde se prescribe una dosis de 6 y 8 g/día de aceite de onagra para los adultos, y 2-4 g en niños, aunque evidentemente esta dosis debe ser ajustada y supervisada por un profesional.

Aquellos ginecólogos y farmacéuticos que no sean escépticos con respecto a su eficacia terapéutica en el dolor mamario, recomendarán una dosis de 3-4 g/día, que deberá incluirse en un tratamiento superior a 3 meses para corroborar si está surtiendo efecto.


Registrado en Safe Creative
Referencias, créditos & citaciones APA
Revista educativa CursosOnlineWeb.com. Equipo de redacción profesional. (2022, 10). Propiedades del aceite de onagra. Escrito por: Javier García. Obtenido en fecha 12, 2022, desde el sitio web: https://cursosonlineweb.com/propiedades-aceite-onagra.html

Privacidad | Referencias | Mapa | Contacto